“Los pañuelos ya no son tan blancos” Norma Morandini, 2-10-10

Por Norma Morandini, Escritora y senadora por el Frente Cívico de Córdoba

Los griegos las escondían, porque, decían, no hay nada más subversivo que una madre que perdió a su hijo. ¿Hay acaso algo más perturbador que esas madres en duelo que increpan al poder porque lloran a un hijo muerto? Primero, fueron las madres del pañuelo blanco, cuya simbología las trasciende como personas. Otras madres del dolor se fueron incorporando a ese repertorio de tragedias que es parte de la expresión pública en nuestro país. Sobre todo cuando se exhibe y se muestra como bandera de lucha. Una insurgencia femenina que golpeó en el centro del poder militar, pero que ahora escupe el corazón de la democracia, el Palacio de los Tribunales.

El mismo lugar donde un cuarto de siglo atrás, en un juicio histórico por inédito, el poder civil sentó en al banco de los acusados a los jerarcas de la dictadura y, a través del coraje de sus víctimas, los sobrevivientes, se pudo desentrañar esa maquinaria de terror que utilizó el mas perverso de los mecanismos de opresión, la desaparición de personas.

 

“No se puede utilizar el pasado para hacer política” Norma Morandini

Entrevista con Norma Morandini

“No se puede utilizar el pasado para hacer política”

Periodista y escritora, la senadora nacional por el Frente Cívico de Córdoba señala que hoy se hace una falsificación de la historia y afirma que los Kirchner tienen “una concepción antidemocrática del poder”
Ricardo Carpena
LA NACION

Domingo 3 de octubre de 2010 | Publicado en edición impresa

¿De qué material está hecho el odio? Para algunos puede ser tan pesado como el plomo y para otros, mucho más liviano que el algodón. También hay quienes lo visualizan como algo espeso, compacto, pegajoso, del que es imposible desprenderse, y quienes lo sienten como una sustancia inasible, que se evapora o que se termina escurriendo entre los dedos.

El odio no es igual para todos, y mucho menos en una Argentina en la que el pasado, cargado de violencia y de sangre, nunca termina de resolverse e incluso se reinventa, se reinterpreta y se rescribe al calor de las necesidades políticas de algún dirigente o sector.

 

Los fantasmas de la violencia por Norma Morandini

En su doble condición de periodista y legisladora, la senadora por Córdoba Norma Morandini apela a la Presidenta de la Nación “para que desarme la bomba de tiempo de la confrontación porque le abre las puertas a la violencia, en la que no habrá ganadores porque perderemos todos”. Igualmente, apela a la mejor energía democrática de todos aquellos que legítimamente apoyan al Gobierno para disuadir las acciones violentas que como fantasmas sobrevuelan nuestra Historia.

A casi tres décadas de la restauración democrática sobreviven en Argentina las prácticas más autoritarias de su oscuro pasado: si en el inicio de la democratización podía verse colgada de los kioscos la palabra “subversivos” en la tapa de la revista “Cabildo”, un pasquín de la Triple A que así calificaba a los 500 periodistas cuyos nombres encolumnados como prontuarios llenaban sus páginas, hoy los afiches anónimos que aparecieron en la ciudad de Buenos Aires con los nombres y fotografías de los periodistas del Grupo Clarín o las agresiones a Fernando Bravo comparten el mismo desprecio, ya no tan sólo hacia periodistas concretos sino a la prensa como actividad constitutiva de la democracia.

 
 
SITIO OFICIAL
Guadalupe Noble © - 'G.Noble' by TRV
Design by Lauta and coded by CGE,Illustration by Sophie Comte